By Carmen Gomez | 14 junio 2020 | 0 Comments

Reajustes necesarios en el modelo actual del teletrabajo

Hace unos días se publicaba en uno de los diarios de economía más conocidos de España un interesante artículo sobre algunos riesgos del modelo actual del teletrabajo en nuestro país.

Es fundamental que identifiquemos lo que es mejorable dentro de un nuevo escenario dentro del ámbito laboral y por el cual abogo que irá a más y mejor, si esa es la voluntad de una mayoría que esté dispuesta a ello.

Compartamos esas áreas a mejorar y pongámonos manos a la obra a hacer los reajustes necesarios para dar cabida a esta no tan nueva opción de trabajo:

  • VIGILANCIA por la calidad del teletrabajo, definido este y amparado bajo un marco legal que proteja a todos y que defina responsabilidades ante cualquier tipo de irregularidad.
  • RECURSOS: falta de recursos TÉCNICOS para poder llevar a cabo su labor en otro espacio fuera de la oficina, falta de protocolos en lo que respecta a la seguridad de datos e información, y en materia de SALUD del empleado.
  • GESTIÓN DEL TIEMPO Y PRODUCTIVIDAD: falta de apoyo al cumplimiento de los tiempos de trabajo y descanso con su correspondiente desconexión real, fomentando la enorme posibilidad que ahora tenemos de esa tan deseada real conciliación vida profesional y personal. Prioricemos las tareas, empecemos a establecer esos tiempos de descanso y de trabajo, además de abrir y cerrar tu «ordenador-oficina-en-casa».
  • USO DESCONTROLADO Y EXAGERADO DE LA TECNOLOGÍA: que ésta nos facilite que nuestro trabajo sea más productivo y nos mantenga conectados con el resto del equipo y clientes, sin olvidarnos de la vida «offline».
  • CULTURA DE EMPRESA: se fomente las buenas prácticas del teletrabajo desde la alta dirección, penalizando la tan improductiva práctica aceptada durante años de «CALENTAR LA SILLA» durante horas para «que me vean».

Tenemos ante nosotros una OPORTUNIDAD HISTÓRICA de continuar mejorando esta fórmula laboral, identificando lo que hay que mejorar, monitorizando los resultados e implementando esta cultura de mejora constante  y orientada a ser REALMENTE PRODUCTIVOS. 

Durante varias semanas se ha publicado en prensa artículos sobre una nueva regularización del teletrabajo ya que desde 1990 existe la Directiva 90/270/CEE . Esta obligaba a las empresas a respetar la vida privada de los empleados además de ofrecer la posibilidad de usar sistemas de control a distancia. En España, el Estatuto de los Trabajadores (2012) menciona algunos aspectos sobre el teletrabajo, exactamente el articulo 13 que compartimos aquí:

Artículo 13. Trabajo a distancia.

1. Tendrá la consideración de trabajo a distancia aquel en que la prestación de la actividad laboral se realice de manera preponderante en el domicilio del trabajador o en el lugar libremente elegido por este, de modo alternativo a su desarrollo presencial en el centro de trabajo de la empresa.

2. El acuerdo por el que se establezca el trabajo a distancia se formalizará por escrito. Tanto si el acuerdo se estableciera en el contrato inicial como si fuera posterior, le serán de aplicación las reglas contenidas en el artículo 8.4 para la copia básica del contrato de trabajo.

3. Los trabajadores a distancia tendrán los mismos derechos que los que prestan sus servicios en el centro de trabajo de la empresa, salvo aquellos que sean inherentes a la realización de la prestación laboral en el mismo de manera presencial. En especial, el trabajador a distancia tendrá derecho a percibir, como mínimo, la retribución total establecida conforme a su grupo profesional y funciones.

El empresario deberá establecer los medios necesarios para asegurar el acceso efectivo de estos trabajadores a la formación profesional para el empleo, a fin de favorecer su promoción profesional. Asimismo, a fin de posibilitar la movilidad y promoción, deberá informar a los trabajadores a distancia de la existencia de puestos de trabajo vacantes para su desarrollo presencial en sus centros de trabajo.

4. Los trabajadores a distancia tienen derecho a una adecuada protección en materia de seguridad y salud resultando de aplicación, en todo caso, lo establecido en la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevención de Riesgos Laborales, y su normativa de desarrollo.

5. Los trabajadores a distancia podrán ejercer los derechos de representación colectiva conforme a lo previsto en esta ley. A estos efectos dichos trabajadores deberán estar adscritos a un centro de trabajo concreto de la empresa.

 

×